FÍO-FÍO (Elaenia albiceps)


Del orden de los Paseriformes y la familia de los Tiránidos, el fío-fío (Eleania albiceps), llamado por los mapuche wiyu, onomatopeya evidente de su fresco canto. De longitud de 15 cm. Partes superiores gris ceniza con tintes oliváceos. Cabeza del mismo color presentando una cresta eréctil blanca generalmente oculta. Garganta y pecho gris oliváceo y centro del abdomen blanco sucio con tinte amarillento en flancos y subcaudales. Alas grisáceas oscuras, casi negras, con ligero tinte oliváceo y dos bandas transversales blanco amarillento que corresponden a las coberteras. Cola negruzca. Pico fino y negro, patas del mismo color.

      
(JUVENIL)

Fácilmente reconocible por su silbido, del cual su nombre es la onomatopeya. Muy arborícola, se alimenta de insectos entre la vegetación. También consume larvas, bayas, semillas y brotes tiernos de árboles frutales.


(JUVENIL)

Nidifica entre noviembre y enero. Su nido tipo taza muy bien entretejido de hierbas, ramas, raíces, musgos y líquenes con su interior revestido de plumas, lo sitúa en árboles frondosos o en la bifurcación de una rama a 1,5 o 2 m del suelo. Pone 3, a veces 2, huevos blancos con pintas rojizas en el polo mayor. Medidas: 20 x 15 mm aproximadamente. 

Residente migratorio. Visitante estival muy común en las penínsulas de Tumbes y Hualpén, humedales, cerros y quebradas. También en sectores urbanos arbolados. Al llegar el otoño migra a la zona amazónica.