SIETE COLORES (Tachuris rubrigastra)


Dentro del orden de los Paseriformes y de la familia de los Tiránidos encontramos al bello siete colores (Tachuris rubrigastra). Pequeño, tiene una longitud de 10,5 cm. Parte superior de la cabeza negra con mancha rojiza en la corona y una línea superciliar amarilla desde el pico hasta la nuca. Zona negra azulada que rodea al ojo y las auriculares. Garganta blanca tornándose amarillo hacia el pecho y el abdomen que está dividido por una banda negra incompleta en el centro. Lomo verde bronceado oscuro. Coberteras grises y subcaudales rojas salmonadas. Alas gris parduscas con las secundarias con borde blanco formando una ancha línea transversal. Cola negra con punta blanca y rectrices exteriores blancas. Pico fino y patas negras. Ojos celestes. La hembra es de colores más suaves.




Solamente presente en zonas anegadas con presencia de juncos y totoras. Se alimenta de insectos y otros invertebrados que caza moviéndose ágilmente entre la vegetación lacustre en vuelos cortos o dando pequeños saltos. 



(JUVENIL)
 
Nidifica entre septiembre y diciembre, varias veces cada temporada. Su pequeño nido es una pequeña copa terminada en punta en la parte inferior, fabricada con tiras de junco seco entretejido y unido al tallo de una totora o rama de mimbre, como si estuviera vaciado en pasta maleable, a regular altura sobre el agua. Coloca de 2 a 3 huevos de color amarillento con el polo obtuso algo más oscuro. Medidas: 16 x 13 mm.




Residente común. Registrado en pajonales en el sector Carriel Norte. También en una laguna del sector Camino a las industrias, laguna Price y laguna del área de protección de la U. de C.