PIDENCITO (Laterallus jamaicensis)


Perteneciente al orden de los Gruiformes y a la familia de los Rálidos, el pequeño pidencíto (Laterallus jamaicensis) es también llamado, por su minúsculo tamaño, Tagüita de las salinas. Mide sólo entre 14 y 16 cm de largo y es de coloración oscura. La cabeza y partes inferiores son de color gris plúmbeo. Parte posterior del cuello y superior del dorso pardo oliváceo. Manto y alas con manchas circulares blancas. Abdomen barrado de blanco. Pico corto, verdoso. Piernas verdosas e iris rojo.
El juvenil es como el adulto pero pardusco. El polluelo es completamente negro con el pico amarillo con punta negra y las piernas grises.

Vive entre la vegetación de terrenos húmedos como pantanos, fangales, zonas anegadas de agua dulce y en terrenos salinos costeros con vegetación rastrera. De movimientos rápidos, huye a la carrera ante cualquier proximidad. Por su pequeño tamaño puede ser confundido con inmaduros o pollos de otros Rálidos e incluso con un roedor. Rara vez vuela y de hacerlo es solo por cortos trechos. Se reconoce su presencia por sus vocalizaciones (Kiii-ki-ki-duuu) emitidas en medio de la noche durante la primavera y verano.

Anida en una estructura entretejida en la vegetación palustre o el suelo.

residente muy raro y poco conocido. Registrado en la desembocadura del rio Andalién.