TRARO (Caracara plancus)


Ave muy escasa en nuestra región, el traro (Caracara plancus) está discutiblemente emparentado con los halcones y cernícalos ya que no posee las formidables cualidades predadoras de estos últimos. 

Clasificado en el orden de los Falconiformes y en la familia e los falcónidos, es una rapaz esbelta con una longitud de 55 cm en el macho y 60cm en la hembra con una envergadura de 107 a 133 cm. Es de coloración general parda oscura con notable capucha negra con plumas en forma de moño. Cabeza blanca ocrácea. Cuello y pecho blanquecino, finamente barrado de oscuro. Pico masivo, de color amarillo y punta azulada con base y zona desnuda de la cara rojiza anaranjada. Cola blanquecina con barras café y banda terminal del mismo color. Patas amarillo pálido.



(juvenil)
El juvenil es similar pero el cuello es oscuro con estrías blancas,  las partes superiores más claras y con numerosas rayas longitudinales por debajo. Ceja roja y piernas grises.
En vuelo presenta alas anchas y rectangulares, con las primarias externas blancas barradas de pardo.




Los Mapuche conocían muy bien a esta gran ave, dándole el nombre de Traru, término recurrente en sus linajes.




Busca su alimento, en forma solitaria o asociado en grupos, acechando desde el aire o bien en tierra, donde camina e incluso corre ágilmente. Muy oportunista, captura algunas presas vivas y es un eficiente carroñero. Emite una áspera y ronca voz, muy característica, doblando el cuello sobre su espalda.




Anida en altos arboles, matorrales o salientes de farellones. Construye un voluminoso nido de palos secos con gran taza y forrado de pasto blando o lana de oveja. Pone 2- excepcionalmente 3- huevos de color crema rosado profusamente manchados de rojo oscuro o ladrillo. Medidas: 63x49 mm aproximadamente.

residente uy escaso. Registrado en la desembocadura del rio Andalién.